Simón Bolívar y George Washington

Simón BolivarEl Jefe de la independencia hispanoamericana Simón Bolívar nació en Caracas, Venezuela en 1783. Fue criado en una familia de origen vasco de la hidalguía criolla venezolana, Simón Bolívar se formó leyendo a los pensadores de la Ilustración como Locke, Rousseau, Voltaire, Montesquieu y viajando por Europa. En París observo las ideas de la Revolución y conoció personalmente a Napoleón y Humboldt. La influencia y las ideas liberales Bolívar juro en 1805 que no descansaría hasta liberar a su país de la dominación española. Simón Bolívar llegó a convertirse en el principal dirigente de la guerra por la independencia de las colonias hispanoamericanas; además, proveyó al movimiento una base ideal mediante sus propios mensajes y discursos.

En 1810 se unió a la revolución independentista que reventó en Venezuela dirigida por Miranda. El fracaso de aquella intentona obligó a Bolívar a fugarse del país en 1812; tomó entonces las guías del movimiento, lanzando desde Cartagena de Indias un manifiesto que incitaba de nuevo a la rebelión. Bolívar analizo los errores cometidos en el pasado para poder triunfar en el futuro.

En 1813 lanzó una segunda revolución, que fue triunfante en Caracas. De ese momento recibió el título de Libertador. Aún hubo una nueva reacción realista, bajo la dirección de Morillo y Bobes, que reconquistaron el país para la Corona española, expulsando a Bolívar a Jamaica en 1814 a 1815.  Que causo una tercera revolución entre 1816 y 1819, que le daría el control del país.

Bolívar soñaba en formar una gran confederación que uniera a todas las antiguas colonias españolas de América, inspirada en el modelo de Estados Unidos. Con la liberación de Venezuela, cruzó los Andes y venció a las tropas realistas españolas en la batalla de Boyacá en 1819, que dio la independencia al Virreinato de Nueva Granada hoy en día conocido como Colombia. Reunió entonces un Congreso en Angostura en 1819, que fabricó una Constitución para la nueva República de Colombia, que incluía lo que hoy son Colombia, Venezuela, Ecuador y Panamá. Simón Bolívar fue elegido presidente de esta gran Colombia. Luego independizó la Audiencia Quito conocido hoy en día como Ecuador en unión de Sucre, tras imponerse en la batalla de Pichincha en 1822.

En aquel mismo año Simón Bolívar se reunió en Guayaquil con el otro gran jefe del movimiento independentista, San Martín, que había liberado Argentina y Chile, para ver la forma de cooperar en la liberación de Perú; ambos dirigentes colisionaron en sus ansíes y en sus evaluaciones políticas.

Bolívar pudo entonces ponerse al frente de la revuelta del Perú, último refugio del continente en el que resistían los españoles, aprovechando las diferencias internas de los rebeldes del país en 1823. En 1824 logró la más decisiva de sus victorias en la batalla de Ayacucho, que determinó el fin de la presencia española en Perú y en toda Sudamérica. Los últimos focos objetivos del Alto Perú fueron liquidados en 1825, creándose allí la República de Bolívar hoy en día conocido como Bolivia. Bolívar, presidente ya de Colombia (1819-30), lo fue también de Perú (1824-26) y de Bolivia (1825-26), implantando en estas dos últimas Repúblicas un modelo constitucional llamado “monocrático”, con un presidente fijo y patrimonial.

En mucha historia latinoamericana y de los Estados Unidos Simón Bolívar y George Washington han sido comparados durante muchas épocas.  Muchos historiadores han querido ver en Washington y Bolívar igualdades, y hasta los han elevado en iguales condiciones como precursores de la libertad y la independencia de América. Washington sin duda es un héroe, al cual el Libertador le tenía un gran respeto y admiración por su energía, por su parte, Bolívar era admirado por las personalidades más ilustres de ese país del Norte.

El 25 de mayo de 1826, el Libertador recibe de la familia de George Washington el medallón del héroe norteamericano, en cual hoy se encuentra en el Museo Bolivariano de Caracas. Cuando Bolívar recibió la medalla dijo “Hoy he tocado con mis manos este inestimable presente. La imagen del primer bienhechor del continente de Colón, ofrecido por esa familia inmortal”. 

Pero entre Bolívar y Washington existe un gran interés que los separa, pero que a su vez exaltan las integridades del Libertador. Mientras Washington contó con el apoyo de poderosos sectores económicos que financiaron su guerra para contratar mercenarios, Bolívar apenas contó con un voluntariado de pueblo que luchaba por un ideal bolivariano.

 Mientras Washington hizo de la guerra un negocio para los sectores poderosos que le acompañaron en la aventura para aumentar sus riquezas, Bolívar sacrificó toda su fortuna personal y la de su familia por lograr la libertad de sus hermanos americanos.

Al finalizar la guerra, Washington acepta los presentes de los humildes ciudadanos en recompensa a la labor cumplida, mientras que Bolívar rehúsa todas las riquezas que en agradecimiento le entregaban los pueblos liberados. Washington rehúsa el tercer período presidencial para retirarse de para vivir  de la paz del guerrero y la admiración de sus conciudadanos, mientras que Bolívar acepta por tercera vez el mandato a una presidencia que lo llevará al sepulcro, inmerso en la traición, la politiquería y la anarquía.

            Pero mientras Bolívar libraba su gigantesca batalla de veinte años por la independencia de todo un continente, para llevar la felicidad a sus hermanos americanos, en Norteamérica crecía vigorosa la democracia. Los Estados Unidos no aceptaron la independencia de las colonias hispánicas, hasta que el éxito de Bolívar fue un hecho cumplido en 1824.

Estos dos grandes héroes Simón Bolívar y George Washington tenían el titulo de libertadores pero había una gran diferencia entre su personalidad. Simón Bolívar peleaba por su pueblo. El no veía cuanto el podía hacer si no que puede hacer para su pueblo. Para Bolívar no le importaba la riqueza. El utilizaba su riqueza para darle a su pueblo.

George Washington era un hombre de negocio. El solo peleaba para su riqueza. En otra manera era un egoísta hacia su pueblo. Bolívar se dejo ser llamado “dictador” y Washington rehusó y solo acepto el titulo “presidente.” Bolívar nunca pudo unir sus países después de la independencia y Washington tuvo un país muy unido. En Latinoamérica después de Bolívar sufrió guerras y Washington en cambio gozo 35 años de paz en su país.

El presidente George Bush reconoce también a Bolívar como un luchador para su pueblo. Bush dijo afrente de la cámara “Como Washington (Bolívar) fue un general que luchó por el derecho de su pueblo a gobernarse Bolívar logró derrotar a una potencia colonialista y, como Washington, el prócer de la independencia venezolana "pertenece a todos los que aman la libertad".

Esto demuestra un gran respeto que Estados Unidos tiene hacia Bolívar. George Washington tiene el respeto como el primer presidente que logro la independencia de los Estados Unidos. Estos dos grandes héroes Simón Bolívar y George Washington cargan el titulo de libertadores y han hecho una gran diferencia en nuestra sociedad hoy en día.